Tuesday, June 30, 2015

Crisis Financiera en 2015

En este blog del curso de Análisis del Mundo Contemporáneo expreso mis ideas sobre el conflicto griego de no pago, y menciono el caso de Puerto Rico, que tampoco puede pagar.

Grecia entró a la Unión Europea, aunque no tiene una economía avanzada como los miembros originales de la Comunidad. Otros países en similares circunstancias, como Portugal, y España, también fueron aceptados. Hasta la fecha Turquía no ha sido aceptada.

La situación griega es similar a la de Puerto Rico en la Unión Americana. Después de una guerra entre EEUU y España, pasaron a formar parte de la Unión, pero sin todos los demás derechos de los 50 otros estados. Una similaridad esencial para lo que escribo aquí, es que Puerto Rico, y Grecia, no tienen su propia moneda.

Cuando los acuerdos económicos, internos y externos, de un país no se cumplen. Los países que controlan su moneda, como México, pueden cambiar su valor relativo a la de los países con los que intercambian bienes y servicios.

En Wikipedia podemos leer:

El peso es la moneda oficial de México. El peso fue la primera moneda en el mundo en utilizar el signo "$", incluso antes que el dólar de Estados Unidos, el cual más tarde lo adoptó para su propio uso.2 El peso mexicano es la octava moneda más negociada en el mundo, es la más negociada de América Latina y la tercera más negociada en toda América.3 El actual código ISO 4217 para el peso es MXN;. antes de la revalorización de 1993, se utilizó el código MXP. El peso se divide en 100 centavos, representados por el signo "¢". El nombre peso ha correspondido a dos unidades monetarias mexicanas diferentes.
  • La primera de ellas identificada con el código ISO MXP, que fue vigente hasta el 31 de diciembre de 1992.
  • La segunda, equivalente a 1000 MXP, entró en vigencia el día 1 de enero de 19934 y tiene asignado el código ISO MXN. Esta unidad fue denominada nuevo peso hasta el 31 de diciembre de 1995 y simplemente peso desde el 1 de enero de 1996 hasta la actualidad.5


El nuevo peso era mil veces diferente al anterior. Con esa medida México recuperó el paso hasta el día de hoy, en que pasó a $16 por un dólar.

Grecia, y Puerto Rico, no pueden. Han perdido su soberanía. Los jóvenes de Grecia y Puerto Rico, están abandonando esos dos países, para encontrar trabajo en otros lados.

El domingo los jóvenes griegos, y sus padres tienen la oportunidad de votar, sobre si aceptan la propuesta de la Unión Europea, o no.

Si la aceptan es probable que el actual gobierno de Grecia tenga que renunciar, para satisfacción de los demás países, a los que se les debe dinero. Si no la aceptan, en este momento yo no tengo claro qué debe hacer el pueblo griego, más allá, de que una vez reconquistada su soberanía, tal vez encuentren una mejor manera de organizarse.

Para concluir:

Una diferencia básica entre la Unión Americana, y la Unión Europea, es que la agencia encargada de establecer las reglas del tipo de cambio en la primera, toma en cuenta dos números, o índices, la inflación, y el desempleo. Mientras que la de  la Unión Europea, sólo considera la inflación.

El desempleo en Grecia es del 60% entre los jóvenes.

El primer ministro de Grecia, Alexis Tsipras, nació el 28 de julio de 1974. Cumple 41 años el próximo mes.

Sunday, June 28, 2015

La Jornada: Gas: más dependencia, más negocio para funcionarios

La Jornada: Gas: más dependencia, más negocio para funcionarios:



"Veinticuatro procesos en la Comisión Federal de Electricidad (CFE), por casi 10 mil millones de dólares. Dejan al final, para que no se note tanto, a dos gasoductos desde Estados Unidos, concretamente desde Texas, que no sólo aumentan la dependencia del gas de las importaciones, sino que cuestan entre los dos 4 mil 600 millones de dólares, casi la mitad que el costo de los 24 procesos."



'via Blog this'

Sunday, June 21, 2015

La Jornada: Intento de asesinato... de un partido legal y registrado

La Jornada: Intento de asesinato... de un partido legal y registrado:



"Ya había yo mencionado, en este espacio y el 7 de junio, que con los partidos chicos el trato es totalmente injusto. Lo mismo se trata, por ejemplo, al Partido del Trabajo, que lleva años de existencia y trabajo, que ha construido instalaciones de salud y de educación, que ha organizado colonias urbanas, que otro partido que se formó de la noche a la mañana. Cuentan los números, y ya, que van cambiando sin orden. Pero no son sólo los números de voto directos, que hasta ahí sería más justo, sino que cuentan lo mismo los votos provenientes de una alianza."



'via Blog this'

Sunday, June 14, 2015

La Jornada: ¿Por qué?

La Jornada: ¿Por qué?:



"¿P
or qué sucedió esto en las elecciones al que ha sido principal partido de izquierda? En el Distrito Federal, que era su punto fuerte, al PRD, de 16 delegaciones le quedaron, hasta el momento, sólo seis. Es el segundo lugar en número de diputados, y ningún partido tiene mayoría absoluta. Aparentemente el partido con más diputados, Morena, con 22, tendría 34 por ciento, poco más de un tercio de los 64 del total. Iremos viendo más en los próximos días, pero ya es obvio el resumen: un desastre para ese PRD, que dominaba casi todo el campo político en el DF. Veamos causas."



'via Blog this'

Friday, June 12, 2015

La tormenta sistémica ya está aquí : Raúl Zibechi

E
l Gran São Paulo tiene 22 millones de habitantes, distribuidos en 39 municipios. Es la mayor ciudad de América Latina y una de las más pobladas del mundo. El verano pasado los reservorios de agua que la abastecen cayeron a mínimos históricos de 5 por ciento de su capacidad. Hubo cortes de agua en algunas regiones y restricciones en otras. La región vive lo que los especialistas denominan un ciclo de escasez de agua que puede durar 20 o 30 años, algo bien diferente a una sequía puntual, como era habitual en otros periodos históricos en que no existía lo que conocemos como cambio climático ( Opera Mundi, 6 de mayo de 2015).
Lo que indican estos datos es que con casi total certeza en algún momento de los próximos años habrá un drástico corte de agua en una de las megaciudades del mundo, a pesar incluso de las obras que el gobierno estatal está realizando a las apuradas, antes que comience un nuevo verano.
Ante una situación tan grave como esta, el Comando Militar del Sureste se viene movilizando, realiza debates y operaciones militares. No para proveer agua a la población, sino para prevenir el caos social ante un posible corte de agua, ya que consideran la sequía como un caso de seguridad pública.
El 27 de mayo un comando de entre 70 y 100 militares armados con ametralladoras ocupó las dependencias de la compañía Sabesp (Saneamento Básico de São Paulo), previendo una eventual necesidad de ocupación en caso de crisis, según el comunicado del ejército (El País, 27 de mayo de 2015). Toda el área del complejo de la empresa es considerada estratégica y la acción forma parte de las actividades militares preventivas para la preservación del orden público y protección de las personas y del patrimonio, sigue el comunicado.
Un mes antes, el 28 de abril, el Comando Militar organizó un debate destinado a un público de oficiales, soldados y profesores universitarios simpatizantes de los militares, en cuya mesa estaba el director de Sabesp, una delegada de la Federación de Industrias de São Paulo, un profesor de ingeniería y el jefe militar del sureste. El objetivo era trazar un panorama técnico, político y social sobre la crisis hídrica. La crónica señala que la posibilidad de un corte de agua “provoca escalofríos en la cervical del establishment del estado”, que los militares consideran que la población ideal de la ciudad debería ser de sólo 4 millones y que el conglomerado urbano puede quedarse sin agua a partir de julio de este año.
El director de Sabesp, Paulo Massato, fue muy claro al considerar las consecuencias sociales: Será el terror. No habrá alimentación ni energía eléctrica. Será un escenario de fin del mundo. Son millones de personas y estallará el caos social. No será sólo un problema de desabastecimiento de agua. Será mucho más serio que eso (Opera Mundi, 6 de mayo de 2015).
Pero el que dio el campanazo fue el general João Camilo Pires de Campos, el comandante militar del sureste, quien citó al ex presidente de la dictadura militar Ernesto Geisel (1974-1979): En época de vacas flacas es necesario atar el ternero. Para ellos, el ternero somos los sectores populares, como vemos.
Las revistas militares abordaron también el tema. Una de las más importantes destaca que en noviembre pasado la tensión era tan grande quela policía militar está llevando los camiones pipa con escolta hacia algunos puntos de la ciudad, sobre todo en la periferia, porque sectores populares apoyados por milicias están atacando los camiones de abastecimiento para saquear el agua(Defesanet, 30 de noviembre de 2014).
Citando a cientistas sociales,Defesanet asegura que grandes cambios fueron precedidos por alteraciones climáticas como la historia nos muestra en la Revolución Francesa, a la vez que asegura que São Paulo muestra que las convulsiones sociales son una constante en las grandes ciudades.
Pero uno de los hechos más sintomáticos que revela la publicación es que desde octubre del año pasado, cuando la sequía hacía temer cortes de agua, el gobierno estaba enviando militares para cursos con la SWAT (Special Weapons and Tactics), policía militar especializada en manifestaciones en Estados Unidos. Y agrega que existe la posibilidad “de grandes flujos migratorios hacia regiones donde aún existe agua (…) lo que llevaría al agotamiento de los recursos naturales, con gravísimos conflictos sobre el agua y la tierra, incluyendo la propiedad privada” (Defesanet, 27 de mayo de 2015).
Finalmente, la revista alerta que la crisis hídrica puede provocar insurrecciones, levantamientos sociales graves y hasta revoluciones armadas que podrían extenderse a todo el estado de São Paulo y a estados vecinos como Río de Janeiro y Minas Gerais, donde viven 100 millones de personas.
Hasta ahí el relato periodístico sobre el pensamiento de los militares y de la burocracia estatal. Sólo cabe agregar que en plena crisis, Sabesp difundió una lista de 537 clientes privilegiados que pagan menos cuanto más agua consumen (industrias,shoppings, redes como Mc Donald’s), que en su conjunto consumen 3 por ciento del agua de la ciudad y tienen descuentos de 75 por ciento. Ellos consumen el equivalente al agua utilizada por 115 mil familias y fueron los mayores responsables por el aumento de 5.4 por ciento del consumo anual de agua (El País, 10 de marzo de 2015).
Lo anterior muestra dos cuestiones. Una, que ellos están preparados para una situación muy grave, que tienen previstas acciones militares y políticas para salir adelante en medio de un caos tremendo como sería la falta de agua.
Dos, que el acceso al agua es insultantemente desigual: desde 2005 el agua disponible para grandes clientes aumentó 92 veces en São Paulo.
¿Qué vamos a hacer? Es la pregunta que nos formuló elsubcomandante insurgente Moisésdurante el semillero El pensamiento crítico frente a la hidra capitalista. Es necesario que los movimientos tomen en serio este tipo de debates, en vez de plegarse a las agendas electorales, ya que es ahora cuando podemos hacer algo para cambiar el mundo.


Sunday, June 7, 2015

La Jornada: La nueva geopolítica del petróleo

La Jornada: La nueva geopolítica del petróleo:



 "¿En qué contexto general se está dibujando la nueva geopolítica del petróleo? El país hegemónico, Estados Unidos, considera a China como la única potencia contemporánea capaz, a mediano plazo (en la segunda mitad del siglo XXI), de rivalizar con él y amenazar su hegemonía solitaria a escala planetaria. Por ello Washington instauró secretamente, desde principio de 2000, una desconfianza estratégica respecto de Pekín."



'via Blog this'

La Jornada: Elecciones: encuestas y votos

La Jornada: Elecciones: encuestas y votos:



 "Comentamos varios aspectos de las elecciones de hoy, en especial del Distrito Federal, del que contamos con más información. Las encuestas tienen aspectos comunes, pero en otros casos son contradictorias entre sí, lo cual despierta sospechas."



'via Blog this'

Saturday, June 6, 2015

Gustavo Gordillo / V y última

E
s indispensable que votemos mañana porque lo que se está jugando más allá de los partidos y de esta decadente clase política es la propia sobrevivencia de una democracia frágil y endeble.
Contexto. Una crisis económica que profundiza el estancamiento de 25 años, una crisis de representación expresada en el deterioro del sistema de partidos, una larvada crisis del sistema de justicia de la cual Iguala es un caso paradigmático pero no único. Su confluencia se magnifica con la ausencia de un puente mínimo de confianza de los ciudadanos frente a las autoridades sean o no gubernamentales.
La rabia. En mi primer artículo de esta serie decía que la rabia se desenvuelve en diferentes espacios de la sociedad mexicana. Lo mismo en zonas de alto riesgo que en territorios que gozan de relativa seguridad. Afecta a regiones de rápido crecimiento, así como a bolsones de estancamiento. Se trasmite al interior de instituciones en los tres poderes y en los órganos cada vez menos autónomos.
Los privilegios. Las cínicas muestras de privilegios se toleran mucho menos que en el pasado y hechos horripilantes que apenas habían merecido débiles protestas se convierten en explosiones de descontento. Se rechazan los privilegios que han sido cada vez más ostensibles, pero también la impunidad a pesar de la enorme sanción moral que se expresa en redes, en encuestas y en actitudes.
Una democracia coja. Los canales de mediación y resolución de conflictos están azolvados. La capacidad de los gobierno federales y estatales para negociar y resolver conflictos sociales se mueve intermitentemente entre la amenaza del garrote, las represiones selectivas, los intentos de cooptación y la entrega de franjas territoriales a la ilegalidad en sus distintas expresiones.
Parece entonces que, como señaló Cossío Villegas, hemos alimentado nuestra marcha democrática bastante más con la explosión intermitente del agravio insatisfecho que con el arrebol de la fe en una idea o una teoría.
El dilema electoral. El dilema es claro: aceptar el espacio electoral como el ámbito para dirimir discrepancias y contradicciones; o romper con el espacio electoral tout court. Aceptar el espacio electoral puede asumir muchas variantes: votar por un partido o candidato, votar por castigo, votar anulando. No aceptar el espacio electoral llamando a no votar para proponer mecanismos de construcción comunitaria democrática desde abajo es una opción válida aunque a mi juicio incorrecta siempre y cuando se desarrolle en el marco de asumir las reglas de la democracia.
La deslealtad. Pero hay dos formas de acción desleales con la democracia que la dañan de manera deliberada. Una es la violación sistemática de las leyes, como lo ha hecho el Partido Verde, sus patrocinadores, y un numero importante de integrantes de las elites económicas que no pagan impuestos, forman parte del consorcio de la corrupción de obras y bienes públicos y además exhiben descaradamente sus privilegios y canonjías.
Otra es el uso de la violencia para impedir que otros ciudadanos puedan ejercer su derecho a votar como está ocurriendo en Oaxaca y, de manera más limitada pero no menos ominosa, en otras entidades como Guerrero, Michoacán, Chiapas o Tamaulipas. En estas regiones han desaparecido en sentido riguroso los poderes constituidos.
Mejor coja que re-coja. Deseo que el resultado electoral para el Congreso federal y los resultados en varias gubernaturas expresen el desencanto con los tres partidos principales y con el proceso electoral y la enorme desconfianza a darle a ningún partido, coalición o grupo un mandato contundente que pueda conducir a una lectura errónea del grado de deterioro social en el país.
Quizás nos daría a todos, pero particularmente a las elites políticas y económicas, una última oportunidad para reformarse y corregirse.
A mi amigo y compañero Manuel Camacho Solís


Tuesday, June 2, 2015

La hora del Politécnico

Javier Flores

El otoño de 2014 es el parteaguas que marca un antes y un después en el Instituto Politécnico Nacional. Así lo reconoció su actual director, el doctor Enrique Fernández Fassnacht, durante la celebración del Día del Politécnico realizada el pasado 22 de mayo, que incluyó una ceremonia en la cual el presidente de la República, Enrique Peña Nieto, entregó las preseas Lázaro Cárdenas a los más distinguidos miembros de la comunidad de una de las más importantes y respetadas instituciones de educación superior e investigación en el país.

Y en efecto, hay un punto de inflexión resultado de un movimiento estudiantil que sacudió los cimientos del Instituto Politécnico Nacional (IPN), cuyos primeros efectos provocaron la renuncia de la doctora Yoloxóchitl Bustamante, anterior directora, y la cancelación del nuevo Reglamento Interno. Pero más allá de la sustitución de autoridades o la eliminación de instrumentos normativos, las movilizaciones dieron lugar a un nuevo escenario que mostró con nitidez que una de las mayores demandas de los miembros de la comunidad politécnica, acumulada por años, era la necesidad convertida en exigencia de ser escuchados.

Los estudiantes se reunieron con las nuevas autoridades del Politécnico en una mesa de diálogo que si bien por momentos fue tortuoso, hizo posible que circularan ideas, razones y sobre todo que se llegara a acuerdos. El éxito de este proceso se debe en mi opinión a dos factores: Por un lado a que predominó entre los jóvenes la energía y el ideal de transformar a su institución por encima de otras demandas generales –muchas de ellas legítimas– impulsadas por organizaciones políticas radicales. Por otra parte, al acierto en el nombramiento de una nueva dirección en el instituto.

Enrique Fernández Fassnacht es un académico muy experimentado, conocedor del Politécnico y del sistema de educación superior e investigación en México (es egresado del Poli, fue rector de la Universidad Autónoma Metropolitana y secretario general de la Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Educación Superior). Es una persona respetuosa y prudente que sabe escuchar, y al mismo tiempo está dotado de convicciones y determinación.

Un aspecto que en mi opinión fue muy positivo en la ceremonia a la que hice alusión líneas arriba, es que en la intervención del director general del IPN no hubo lugar para la autocomplacencia o los elogios a la autoridad. Tomó al toro por los cuernos y se refirió a los estudiantes organizados en la Asamblea General Politécnica y a su movimiento como generadores de acuerdos históricos. Señaló que en ese proceso se presentaron protestas y exigencias, pero también propuestas.

 Enrique Fernández informó que se ha dado seguimiento a los compromisos contraídos y aclaró que “(…) de la mano de la comunidad politécnica estamos construyendo la plataforma que nos permita despegar hacia una renovación integral del Politécnico, sin afectar los principios y fundamentos originales (…) Por ello, la renovación integral del Politécnico no partirá de cero. No se edificará sobre ruinas ni implicará borrón y cuenta nueva”.

Esta renovación integral sería el resultado de dos grandes procesos. Por un lado, el Congreso Nacional Politécnico –que actualmente se encuentra en la etapa de integración de la Comisión Organizadora– del cual podría surgir el IPN como una institución autónoma. Por otro lado, un nuevo plan de desarrollo institucional que incluye nueve ejes estratégicos, que son los siguientes:

1) Asegurar la calidad de la docencia en sus modalidades presencial, mixta y a distancia. 2) Alinear los programas de investigación y desarrollo con el Programa Especial de Ciencia, Tecnología e Innovación, así como promover su mayor vinculación con la docencia de los niveles medio y superior. 3) Garantizar el mejoramiento integral de los trabajadores, otorgando certidumbre en los procedimientos de ingreso, promoción, permanencia y retiro en condiciones dignas. 4) Incrementar y mejorar las actividades culturales y deportivas. 5) Obtener los ingresos suficientes para el financiamiento oportuno de las actividades. 6) Elaborar un plan maestro de infraestructura que permita contar con instalaciones adecuadas para el desarrollo de las funciones sustantivas. 7) Simplificar las estructuras y procesos administrativos. 8) Actualizar los esquemas de rendición de cuentas y transparencia institucionales. 9) Mejorar los programas de comunicación, divulgación, vinculación e internacionalización del IPN.

Actualmente, las actividades en todo el instituto han regresado a la normalidad, como lo muestran la realización hace unos días de los exámenes de admisión de alumnos y la firma de acuerdos de la revisión salarial con el sindicato el viernes pasado. De este modo, si el otoño de 2014 fue el de las grandes movilizaciones estudiantiles, el verano de 2015 puede marcar el inicio de las mayores aportaciones del Instituto Politécnico Nacional al sistema de educación superior e investigación, y a todo México.

La Jornada